lunes, 10 de junio de 2013

LOS AVANCES EN LA IMPLEMENTACION DEL PLAN NACIONAL DE TELECOMUNICACIONES ARGENTINA CONECTADA


La red de fibra óptica que está naciendo

El Gobierno ya construyó 9290 kilómetros de la Red Troncal de Fibra y les compró otros 4409 kilómetros a empresas privadas. Además, financió 2550 kilómetros de redes provinciales. Antes de fin de año, conectará los primeros pueblos.
 Por Fernando Krakowiak
A casi tres años del lanzamiento del Plan Nacional de Telecomunicaciones Argentina Conectada, el Gobierno ya construyó 9290 kilómetros de la Red Troncal de Fibra Optica y les compró otros 4409 kilómetros de ductos a las empresas Silica, Giga Red y Global Crossing. Además, financió 2550 kilómetros de redes provinciales que se desprenden de la red troncal y permiten llegar a distintas localidades del interior. Fuentes del Ministerio de Planificación informaron a Página/12 que, donde ya finalizó la obra civil, ahora se está trabajando en el cableado, la iluminación de la red y el despliegue de la última milla, tramo que llega hasta el usuario final. El plan piloto contempla la conexión antes de fin de año de pequeños pueblos de La Rioja, Formosa, Chaco y Entre Ríos, para que los hogares, la industria, el comercio y los edificios gubernamentales de esas zonas puedan mejorar su acceso a Internet o en muchos casos tener conectividad por primera vez.
El Plan Argentina Conectada, anunciado en octubre de 2010 por Cristina Fernández de Kirchner y el ministro de Planificación, Julio De Vido, busca democratizar el acceso a las nuevas tecnologías y lograr de ese modo una mayor integración del territorio nacional. La empresa estatal AR-SAT tiene a su cargo la expansión de la red de fibra óptica, y además está previsto que opere como proveedora mayorista de banda ancha cuando esté lista la infraestructura. El despliegue de la red de fibra contempla tres niveles complementarios: la red troncal, las redes provinciales y la última milla.

Red Troncal

Hasta el momento se construyeron 9290 nuevos kilómetros de Red Troncal de Fibra Optica, el 49,4 por ciento del total proyectado en las doce regiones en las que se dividió al país para la implementación del plan. Por ejemplo, en el estrecho de Magallanes y en Patagonia sur la obra civil ya concluyó, en Patagonia norte el grado de avance es del 83,7 por ciento y en NEA sur del 84,5 por ciento, pero en la Región Misiones es sólo de 15,8 por ciento. En el Ministerio de Planificación remarcaron a este diario que la obra civil es lo que demanda más tiempo y recursos, pues luego sólo resta el soplado de la fibra y la instalación de la electrónica, una tarea relativamente rápida.
A la Red Troncal se le sumaron además 4409 kilómetros de infraestructura ya existente que el Estado nacional les compró a las empresas Silica (2060 km), Global Crossing (1287 km) y Gigared (1062 km.). Silica compartirá el tramo Buenos Aires-Mendoza, que incluye un cruce a Santiago de Chile. La red adquirida a Global Crossing también va de Buenos Aires a Mendoza, pero con un recorrido diferente, por las provincias de Santa Fe, Córdoba y San Luis, mientras que Gigarred abarca el trayecto Buenos Aires-Resistencia y Buenos Aires-Paraná. Estas tres operaciones supusieron el desembolso de 560,7 millones de pesos destinados no sólo a la adquisición de los ductos sino también a las obras complementarias de apertura de la traza en cada localidad, al soplado de la fibra y la coubicación de equipamientos en las instalaciones de los operadores que vendieron parte de su infraestructura. Estas fibras serán las primeras en estar en funcionamiento. En el Gobierno estiman que eso será dentro de tres meses.
Otro aporte surge del intercambio con las telefónicas, las cuales firmaron un convenio donde ponen parte de su red a disposición del Estado a cambio de poder usufructuar de la fibra óptica pública que se está construyendo. En Planificación informaron que Telecom aportó 2016 kilómetros, Telefónica 1845 y Claro 2654 kilómetros, pero aún resta operativizar ese convenio y no será fácil en el escenario de tensión creciente con las telcos.
Además, AR-SAT firmó un convenio con la transportadora eléctrica Transener para disponer de otros 7849 kilómetros de fibra óptica, pero esa infraestructura sólo estará disponible como alternativa para transporte de larga distancia en caso de que surja algún problema en la Red Troncal, porque no se puede abrir en todas las localidades.

Redes provinciales

La construcción de la Red Troncal de Fibra Optica se complementará a su vez con redes provinciales que le darán mayor capilaridad. En este caso, el gobierno nacional financia las obras, las cuales quedan a cargo de las empresas de telecomunicaciones provinciales. Por el momento, son trece las provincias adheridas al Plan Argentina Conectada y en cuatro de esas jurisdicciones ya se construyeron los primeros 2550 kilómetros de red provincial de fibra:
1) La Rioja: La obra civil está concluida, con 544 kilómetros de red. Además, se terminó de montar el cableado. La inversión fue de 71,7 millones de pesos.
2) Formosa: Se construyeron 888,9 kilómetros de red, el 96,2 por ciento del total proyectado. El conjunto de la obra se estima que demandará 125 millones de pesos.
3) Chaco: El avance es del 51,7 por ciento, con 535,4 kilómetros de red. Una vez concluida, se habrán gastado 133 millones.
4) Entre Ríos: Los kilómetros construidos de obra civil suman 581,8, el 33,4 por ciento de la red proyectada. La inversión total será de 334,1 millones.
Además, en Santiago del Estero y Misiones se están cerrando contratos de construcción y fideicomiso, en Córdoba y Buenos Aires se adjudicaron las obras y en Santa Fe la licitación recién fue publicada.

Red de Ultima Milla

Las redes provinciales se complementan con planes para la construcción de la última milla. El gobierno de Cristina Fernández de Kirchner ya firmó convenios para desplegarla en las cuatro provincias que mostraron más avances: La Rioja, Formosa, Chaco y Entre Ríos. Lo que hace el Estado nacional en estos casos es financiar la obra, fijar una serie de especificaciones técnicas y asegurar que los pelos de la red de fibra se multipliquen para que más de un operador pueda prestar servicio en los distintos pueblos. La construcción queda a cargo de la provincia, en articulación con cooperativas y pymes locales. El plan piloto comenzará en 500 manzanas de cada una de las cuatro provincias mencionadas, en pueblos donde hasta ahora el servicio de Internet, si es que lo había, era de calidad muy baja, ya que lo prestan las telefónicas por ADSL.
La expansión de la fibra no sólo servirá para incrementar la inclusión, ya sea conectando nuevos lugares o forzando una baja de precios en el mercado. En las zonas donde se va instalando la nueva red, también está previsto construir Núcleos de Acceso al Conocimiento (NAC), espacios de conectividad gratuita equipados con computadoras, servicio wi-fi y microcine digital. Planificación informó a este diario que en el país ya funcionan 75 de estos NAC. El plan prevé además montar Puntos de Acceso Digital (PAD), espacios de conectividad en plazas, escuelas, centros recreativos y bibliotecas. Otra posibilidad que se está evaluando es que los hogares dispongan de un conversor que les permita no sólo tener Televisión Digital Terrestre sino también conectarse gratis a contenidos que el Estado nacional pone a disposición en Internet.